¡Compartir es demostrar interés!

Poco a poco las tisanas se han ido posicionando entre las preferencias del consumidor, en cuanto a bebidas calientes se trata. Elaborada en su mayoría con ingredientes exóticos andinos, esta infusión promete una experiencia multisensorial.

En el país, tenemos la costumbre de llamar té a todo, ya sean infusiones o tisanas, vale la pena, sin embargo, hacer una pausa y diferenciar estas dos bebidas que por tradición consumimos a la hora del lonche (además del café). El té se produce de la planta Camellia sinensis que contiene teína únicamente; en nuestro país se consume por excelencia el té negro; sin embargo, el té verde también ha ido ganando un espacio en el mercado, debido a sus propiedades y beneficios para la salud. 

Esta sencilla información al momento de decidir nuestras preferencias puede resultar relevante para los pequeños y grandes productores, pues según un estudio elaborado por Euromonitor en el 2017, cada peruano bebe en promedio 35.8 tazas al año, haciendo de l país un referente promedio en el consumo de esta bebida caliente.

Aroma y sabor
Ahora, si hablamos de tisanas el panorama cambia, pues las fusiones de esta bebida caliente parecen interminables, y eso se debe a que para elaborarlas podemos utilizar flores, hojas, raíces, bayas y semillas. Las tisanas demandan que las plantas secas se coloquen en agua hirviendo y reposen por varios minutos, con el fin de que los aromas y las virtudes de las plantas se desprendan. Es importante que el consumidor conozca que la infusión no es una bebida en cuanto tal, sino un modo de preparación, ya sea del té o las tisanas.

Entre los productores y distribuidores locales de tisanas, Estela Baltazar e Inka Fusionate llegan con una propuesta sencilla, atraer al consumidor mediante la experiencia multisensorial. La productora de origen cusqueño destaca como puntos favorables del producto la amplia gama de hierbas catalogadas –en Cusco superan las 306, pero ella trabaja únicamente con 103 hierbas por una cuestión de sabores–, lo que le permite rescatar los usos y costumbres de las “mamitas”. 

Baltazar explica que en su tierra la flor panti es tradicionalmente usada para curar las vías respiratorias. “Nosotros usamos siempre la palabra tradicionalmente al momento de la venta, porque a pesar de que hay estudios que avalan los beneficios de algunos de nuestros insumos, no queremos caer en el intrusismo. Felizmente todos nuestros compradores manifiestan su satisfacción no solo sensorial, sino también a nivel de salud. Hay personas que me escriben y me dicen que ya pueden dormir mejor o sus dolores disminuyeron”.

Otro punto favorable para el productor es que en las distintas regiones del país se pueden obtener los insumos debido a la similitud del clima, que permite considerar a las tisanas como un potencial producto de exportación. 

La cosecha
En el Cusco, Ollantaytambo, Huayopata y Pillcopata son las zonas de cosecha de estos insumos, que resaltan no solo por las propiedades medicinales que se les atribuye, sino también por lo llamativo de los colores que aportan la caléndula, la cáscara de maíz morado, la flor de zapatito y la rosa mosqueta.

Al igual que un enólogo, Estela es la responsable del proceso productivo de las tisanas; la experiencia para que los estándares de su producto logren la aprobación del consumidor, son fruto de sus estudios en ingeniería agrónoma. Sin embargo, la sensibilidad para crearlo se la debe a su padre. “De niña mi papá me enseñó a tomar leche con toronjil, que recolectábamos del huerto de mis abuelos; desde ese momento empezó mi curiosidad por la mezcla de sabores y fragancias. No fue sencillo, aún tengo grabado: si los pajaritos se alimentan de una flor, yo también puedo probar esa misma flor”, relata con entusiasmo. 

De exportación
Aunque la exportación es el ideal de muchos productores, Estela sostiene que esta tarea no la desespera, pues aún no cubre la demanda local, lo que de alguna forma indica que la oferta en cuanto a productores es pequeña.
Asegura que el proyecto responde al cariño que le tiene y por el potencial que muestra. Aún hay un público que educar, pues los costos de las tisanas obedecen a la cuidadosa selección que hay detrás. Esto no es solo una bebida, es una experiencia completa”.

Fuente: El Peruano

2019
La economía peruana paso del puesto 68 -alcanzado el 2019- al 76 de entre 190...
Informe de Google en Perú revela que la velocidad de carga de una web de...
Entidades aliadas supervisarán en regiones. El Ministerio de Educación (Minedu) anunció la aplicación de ‘tolerancia...
Recursos serán destinados a gobiernos regionales y también beneficiará a profesores del Vraem. El Ministerio...
La solución en polvo 100% ecológica fue cofinanciada por el Programa Innóvate Perú. Con solo...
Más de 1,200 voluntarios participarán en jornada. Más de 5,500 árboles se sembrarán en 22...
Exhorta a entidades y dependencias públicas a respetar la legislación. El Jurado Nacional de Elecciones...
El objetivo es que tengan condiciones de calidad y sigan funcionando. El Ministerio de Educación...
Norma aplica para las empresas del sistema financiero y las de seguros. La Superintendencia de...
El evento contará con la presencia del premier Vicente Zevallos, ministros, Mesías Guevara, los gobernadores...

Vea publicaciones similares:

(Visited 14 times, 4 visits today)
shares