Close

¡Bendita totora! Artesanas puneñas fortalecen economía circular con emblemática planta

Además de conservar la biodiversidad del lago Titicaca.


Gracias al emprendimiento Eco Artesanías de Totora Titikaka-Chimu, decenas de mujeres aimaras aprovechan de manera responsable la emblemática planta nativa del lago Titicaca, para desarrollar actividades que demuestran de manera concreta cómo se desarrolla una economía circular en esa zona.

Ronal Callacondo, representante de la organización, informó que esta iniciativa nació en el 2016 con el objetivo de empoderar económicamente a las indígenas aimaras mediante la actividad artesanal, aprovechar de manera sostenible los totorales y contribuir a la reducción del uso de recipientes de plástico de un solo uso en el hogar para reemplazarlos por envases ecológicos hechos de totora.

“Ellas elaboran fruteras, paneras, servilleteros, portamates y portacelulares con diseños de la fauna que alberga el lago Titicaca. Las comuneras aimaras están demostrando que sí es posible poner en valor ese recurso natural, cuidar las especies que habitan en los totorales y apostar por una experiencia concreta de economía circular”, comentó.

Años atrás se quemaba la totora y se dañaban muchas especies de este ecosistema; ahora se ha cambiado esa mentalidad y se aprovecha como recurso natural sin afectar el ambiente, ni las aves ni los peces en el lago Titicaca, señaló.

Eco Artesanías de Totora Titikaka-Chimu tiene proyectado producir sorbetes (cañitas) sostenibles en base a totora ante la demanda del sector ambiente que requiere materiales alternativos al plástico, indicó Callacondo.

Al comentar que falta implementar algunos temas como el empaque, dijo que las artesanas aimaras están seguras de concretar este proyecto y seguir diversificando su oferta.


Reconocimientos

Eco Artesanías de Totora Titikaka-Chimu desarrolla un proyecto para usar la totora como material estructural en construcciones y edificaciones, lo que les permitiría ampliar su mercado. 

Esta experiencia fue presentada en Trujillo (La Libertad), donde también existe esta especie, a fin de que otras comunidades puedan aprovechar la totora para diversos usos.

La iniciativa ha sido reconocida en los ámbitos nacional e internacional; así, ganó el Premio Latinoamérica Verde, el Premio Nacional Ambiental Antonio Brack Egg 2017 e Innóvate 2017, entre otros.

Dicho emprendimiento ha sido impulsado gracias a un trabajo articulado con la Municipalidad Provincial de Puno; el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado, del Ministerio del Ambiente; el programa Turismo Emprende, del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo (Mincetur); la ONG Ser y la Fundación Coremsa.

Fuente: Agencia Andina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0 Comments
A %d blogueros les gusta esto:
scroll to top