Close

Cedro alerta: sobre consumo de ketamina entre adolescentes en medio de la cuarentena

“Es un inyectable altamente peligroso”, observó. Incluso, algunos consumidores llevan la ketamina al horno microondas para convertirla en polvo y luego esnifarla, sin medir las consecuencias muchas veces irreversibles de esta práctica.


Es la droga sintética más usada en el Perú y sus efectos en la salud física y mental pueden ser irreversibles.

El uso de ketamina –una de las drogas sintéticas más consumidas en el Perú– puede causar daño irreversible en la salud física y mental de las personas y hasta la muerte, alertó el Centro de Información y Educación para la Prevención del Abuso de Drogas (Cedro).

En medio de las restricciones decretadas por la pandemia del covid-19, y cuando sus proveedores habituales de droga no pueden abastecerlos, los consumidores adolescentes “buscan lo que está más a la mano”, comentó el psicólogo de Cedro Gianfranco Chiappe.

En ese escenario, la ketamina es un psicoactivo “más fácil de conseguir” que las llamadas drogas fuertes, añadió el especialista, al explicar que algunas boticas informales y hasta veterinarias la venden sin control ni prescripción médica.

“Es un inyectable altamente peligroso”, observó. Incluso, algunos consumidores llevan la ketamina al horno microondas para convertirla en polvo y luego esnifarla, sin medir las consecuencias muchas veces irreversibles de esta práctica. La ketamina vuelve a la persona bastante limitada en razonamiento, concentración y toma de decisiones y se han reportado algunas muertes en discotecas por sobredosis, sentenció.

Reporte de Cedro

Un reciente reporte de Cedro, que analizó datos de consumidores de drogas sintéticas y medicamentos (tranquilizantes) atendidos en la institución en el período 2005-2019, reveló que la ketamina es la droga sintética más consumida por este grupo de usuarios.

Las drogas sintéticas se consumen a nivel local desde 2001, cuando aparece por primera vez el éxtasis en los estudios epidemiológicos.

En esa temporada, los reportes de establecimientos de salud con servicio de emergencias y los informes policiales daban cuenta de que cierto grupo de adolescentes y jóvenes comenzaba a consumir estimulantes químicos. Pero en las dos últimas décadas, el uso de estas sustancias se ha hecho más visible.


“Droga de moda”

El psicólogo Milton Rojas, responsable de la reciente investigación de Cedro, detalla que la ketamina (33.6 %) es la droga sintética de mayor consumo en los participantes del estudio, seguida del ‘éxtasis’ (26.7%), drogas anfetamínicas (12%), LSD (6.6%) y popper (1.7%). 
Al comparar los grupos de menos de 20 años, llama la atención la gran intensidad del consumo de ketamina en las mujeres.

Estos datos coinciden con información que reveló la Oficina de las Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito (UNODC) en 2019: el 87 % del volumen total de alucinógenos incautados en los últimos años corresponde a ketamina, sustancia no sometida a fiscalización internacional. 

Al ser una “droga de moda”, el consumo se concentra en adolescentes y jóvenes, precisa Milton Rojas.Por edades
Entre los adolescentes (menos de 20 años) encuestados, el 57 % declaró que consumía drogas sintéticas. Esta situación es similar entre los jóvenes de 20 a 29 años (52 % declaran usar drogas sintéticas), pero a partir de los 30 años, su uso disminuye. 

El gran riesgo de estas drogas es la percepción de bajo riesgo que tienen sus consumidores. De acuerdo con estudios de Cedro, la población adolescente consumidora considera de manera errónea que este grupo de drogas “son más seguras” que las sustancias tradicionales.

Fuente: Agencia Andina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0 Comments
scroll to top